domingo, 23 de junio de 2013

Reunión del Comité de Descolonización de la ONU: Tema Malvinas

El pasado 10 de junio comenzó la reunión anual del Comité de Descolonización de Naciones Unidas (ONU)  en Nueva York. El encuentro culminó estos días, después de dos semanas de trabajo. El objetivo fue estudiar el cumplimiento de la Declaración sobre la concesión de la independencia a los países y pueblos coloniales que implica analizar la situación en los 16 llamados territorios no autónomos, es decir donde aún persiste el dominio colonial.

No creen que es absolutamente anacrónico! Tratar estos temas en pleno siglo XXI. Insisto… siglo XXI!! Continuo.

Entre estos 16 territorios bajo dominio colonial, situación que se intenta ocultar bajo el eufemismo “no autónomos”, se encuentra el caso de nuestras  Islas Malvinas.

Caso Malvinas o Falkland

El jueves 20 de junio, el canciller argentino Héctor Timmerman se reunió con el Comité de Descolonización para tratar el tema, como lo hace el organismo anualmente desde 1989.

Timerman criticó la ausencia del embajador británico, calificó dicha actitud como una acción de desprecio al comité y lamentó que el Canciller del Reino Unido, “siempre tan dispuesto a acudir a las Naciones Unidas para exigir el respaldo a políticas intervencionistas”, no tenga la misma disposición para encontrarle fin al colonialismo.

Asimismo tocó varios puntos nodales. Como primera medida, volvió a pedir a Gran Bretaña que se siente a negociar "hoy mismo" y "sin pre condiciones ni exigencias" una solución pacífica al conflicto por la soberanía de las Islas. Además de urgir a cumplir las 40 resoluciones, 11 de Naciones Unidas y 29 del Comité de Descolonización que el organismo pronunció desde 1965 a la fecha y que Gran Bretaña a ignorado.


En este marco, acusó a Londres de no colaborar con las gestiones de buenos oficios del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, y denunció que "su silencio y ausencia "evidencian que no acata las resoluciones de la ONU.

La pregunta es: ¿qué pasaría si quien ignorase una resolución de la ONU fuese un país latinoamericano o de medio oriente y no una potencia colonial o país central??? ¡Los llenarían de sanciones! Pero bueno, Inglaterra tiene una posición privilegiada en el sistema internacional, como todo victimario.
"Mi país está sentado a la mesa del diálogo”, dijo el canciller argentino, “pero lamentablemente el fin de la controversia está aún secuestrado en Londres", aseguró.

Del mismo modo denunció que al no sentarse a negociar el Gobierno británico intenta "encubrir una desproporcionada presencia militar en el Atlántico Sur"

La cuestión de los recursos naturales también se hizo presente en su exposición ya que hizo referencia a que el país europeo ocupa las Islas por su valor estratégico y para la expropiación ilegitima de sus recursos naturales específicamente de hidrocarburos.

Además  recordó que Argentina "no está sola" en sus reclamos pues el país cuenta con el respaldo de una mayoría importante de estados, especialmente de América Latina, África y Asia.


Lo que resolvió el Comité

Finalmente la Organización de Naciones Unidas (ONU), reiteró el jueves 20 a través del Comité de Descolonización, la necesidad de la reanudación del diálogo entre Reino Unido y Argentina con la finalidad de encontrar "a la mayor brevedad posible "una solución pacífica" a la disputa sobre la soberanía de las Malvinas.

A través de una resolución, este año patrocinada por Bolivia, Chile, Cuba, Ecuador, Nicaragua y Venezuela y aprobada por consenso, el Comité comunicó que la "solución negociada entre los gobiernos" de Argentina y el Reino Unido es el "único modo" de poner fin a la disputa por el archipiélago del Atlántico Sur.

La respuesta incoherente de Gran Bretaña ante la resolución de la ONU

El embajador británico ante la ONU, Mark Lyall Grant, tras la aprobación de la resolución expresó que el Comité de Descolonización de la ONU "está anticuado" y no piensa en el pueblo de las islas Malvinas ni respeta su derecho a la autodeterminación.

"Lamento que una  vez más la resolución del Comité ha dejado reconocer los deseos del pueblo de las islas Falkland y su legítimo derecho a ejercer su autodeterminación", afirmó el diplomático británico.

"El enfoque del Comité está anticuado y desconectado del pueblo al que se supone que tiene que ayudar", insistió.

Además agregó que en la discusión no se tuvo en cuenta el resultado del referéndum celebrado el 10 y 11 de marzo pasado, en el que un 99,8 % de los votantes se manifestó a favor del actual estatus.

El embajador aseguró que las Malvinas "nunca" han sido parte de Argentina, por lo que no se trata de restaurar la integridad territorial del país sudamericano.

Pero el embajador británico no fue el único que hizo declaraciones pues el legislador de la Asamblea Legislativa de las Falklands Islands (es decir de las Islas Malvinas) Mike Summers  criticó al Comité de Descolonización, al afirmar que "simplemente apoya los deseos de un grupo de Estados miembros, en lugar de atender los deseos y peticiones de los pueblos de los territorios sin autogobierno, que es el propósito por el que fue creado".

También reprochó a Argentina por querer "discutir sólo con el Reino Unido y sólo sobre la cuestión de la soberanía, por encima del pueblo de las islas Falklands, lo que supone una actitud muy colonial".

Sin palabras. Definitivamente alguien les tiene que pasar un libro de historia a estos funcionarios británicos y les tiene que ensañar que no se puede construir un discurso tan alejado de la realidad con tanta incoherencia y cinismo.

Pues el único “anticuado” aquí es Gran Bretaña, una potencia colonial que pretende mantener sus colonias (10 de las 16 que le resta al Comité resolver) a como de lugar negándose a la asimilación de que no estamos más en el siglo XIX y que el mundo actual es otro muy diferente. Esgrimiendo argumentaciones insostenibles, justificaciones retrogradas e intentando defenderse posicionándose del lado de la victima, cuando en realidad es un victimario bicentenario.

Con respecto al referéndum y a la autodeterminación de los habitantes actuales de las Islas, es la excusa más impugnable que pudieron encontrar, es totalmente absurda, un insulto a la inteligencia y a la historia.

Antes de 1833, año en que se hizo efectiva la invasión a las Islas Malvinas,  el archipiélago estaba habitado; incluso 32 gobernadores españoles hubo antes de que Argentina pudiera declarar su independencia de la corona. Una vez establecida  su autonomía aquellas jurisdicciones otrora bajo el imperio español pasaron a estar regidas por la nación sudamericana.

Ahora, luego de la invasión,  los habitantes fueron expulsados del territorio pero durante un tiempo, el Reino Unido sufrió el asedio de rebeldes que se habían escondido – como el Gaucho Rivero – y que controlaron la situación durante seis meses, hasta que finalmente fueron apresados, e inclusive fueron enviados a Londres, donde las propias autoridades dijeron que no podían juzgarlos porque no habían cometidos delitos en territorio inglés.

Luego de la expulsión de los habitantes argentinos, el archipiélago se pobló a modo de injerto con ciudadanos ingleses. Por lo tanto es obvio que el referéndum va a resultar en un 99,8% a favor! Si son miles de ingleses que viven en un territorio usurpado, que no es propio y donde no quedó ni un argentino.



Esperemos que Gran Bretaña finalmente se disponga a reanudar el dialogo con Argentina para que ambos países puedan encontrar una salida pacífica al conflicto por la soberanía de las Islas. También para que empecemos a subsanar los errores del pasado como ciudadanos del mundo y que el anacrónico y longevo colonialismo deje de ser nuestro presente.

S.C

No hay comentarios:

Publicar un comentario